Antes de estar en Kueski anhelaba con tener un trabajo en donde tuviera la facilidad de hacer home office, pensaba que estar desde la comodidad de mi casita, me haría las cosas más fáciles, podría concentrarme más, terminar mis labores y me sobraría tiempo para hacer mil actividades.

Sin embargo, una vez que entré a Kueski, y me di cuenta del ambiente laboral que se vive en las oficinas, ¡no quise salir jamás! Y es que me encanta el poder tener mi propio escritorio con mi computadora, mi macetita y mis plumas de colores y el saber que a cada lugar que voltee, veré una cara con una sonrisa… no tiene comparación. Disfruto bastante el poder convivir con mis compañeros, poder tomar una junta de manera presencial y tomar notas, sí lo sé, tengo alma de godín.

Sé que si estuviera en otro lugar, estaría feliz de hacer Home Office pero en Kueski no me pasa eso, pues me es muy sencillo adaptarme de acuerdo a mis actividades, si tengo que tomar una llamada puedo reservar un «boot», en donde sé que nadie me va a interrumpir, si necesito concentrarme y terminar algo urgente, con el sólo hecho de ponerme mis audífonos todos entenderán que en ese momento estoy ocupada. Sé que todo esto que escribo parece un trabajo de ensueño y la verdad es que sí lo es.

Ante esta crisis que estamos viviendo a nivel mundial debido al COVID-19 en Kueski se tomó la medida de que todos hiciéramos home office. No tuve problema con ello pues supuse que solo serían un par de semanas. Pero a medida que los casos iban incrementando, que más empresas ya estaban tomando medidas de precaución, que comenzaban a cerrar los negocios locales y que la situación del país era incierta, supe que estaremos así no solo semanas, sino meses.

Los primeros días se pasaron fácil, pero a medida que pasa el tiempo se vuelve un poco complicado, lo que a mí me ayuda mucho es tratar de hacer que cada día sea único.

Aquí te dejo 5 tips que me han funcionado para hacer de un home office diferente:

  • Planea tus actividades laborales y no laborales.
  • Organiza tus pendientes en tu calendario por horarios. En una libreta anota todas las actividades del hogar: limpiar la cocina, acomodar tu cuarto, el menú de la semana. El primer tip y este me sirven para saber en qué enfocarme día a día.
  • Cambia tu lugar de trabajo de manera constante. Esto me ayuda a cambiar de mood. Si tengo que concentrarme y entregar algo urgente me gusta estar en la sala, que es el lugar con más iluminación de mi casa, me ayuda que la luz del día entre por la ventana y escuchar el sonido de los pájaros. Si tengo que tomar una reunión, me gusta hacerlo desde mi cuarto, pues ahí nadie me interrumpe y me es más fácil escuchar con atención.
  • Ponte un horario de trabajo. Yo, por ejemplo, me despierto y tomo una ducha, hago mi desayuno y me tomo una taza de café, trato de estar lista a las 9:30 y comenzar a trabajar. A las 2:30 tomo un break en el que aprovecho para hacer de comer, una vez que termino regreso a trabajar y a las 4:00 pauso mis actividades para comer, regreso a las 5:00 y me voy de corrido hasta las 7:00 PM.

Seguir esos pequeños tips me ha ayudado a sobrellevar este tiempo de trabajar desde casa, no es tan malo como pensé, sin duda una vez que podamos volver a la oficina voy a valorar más mi tiempo allí y abrazar a mis compañeros, pero también voy a comenzar a hacer más home office pues me di cuenta que puedo terminar mis actividades en tiempo récord.


Recuerda, este es un texto informativo que contiene sugerencias. En Kueski no nos hacemos responsables por los resultados obtenidos al utilizar los productos/servicios aquí mencionados.

Kueski SAPI de CV SOFOM ENR. Consulta aviso de privacidad, CAT y requisitos de contratación en Kueski.com. No requiere para su constitución u operación autorización de la SHCP y está sujeta a la supervisión de la CNBV en materia de prevención y detección de operaciones con recursos de procedencia ilícita.

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí